Emmanuel Macron, presidente de Francia aseguró este miércoles 5 de julio del 2023 que el “pico” de violencia “ha pasado” en el país a raíz de los fuertes disturbios registrados durante los últimos días tras la muerte de un adolescente en la ciudad de Nanterre a manos de un Policía durante un control de tráfico, pero pide “cautela”. Violencia pasó en Francia

Ante la posibilidad de una vuelta a la calma, indica que cree que “el pico ha pasado”, en un intento por tranquilizar los más de 200 alcaldes que acudieron durante la jornada al Elíseo para abordar el aumento de la violencia.

“Esta es nuestra mayor prioridad, es lo que todos buscamos”, menciona en relación con una vuelta a la normalidad tras una serie de disturbios que llevan a la detención de más de 3.400 personas desde que comenzaron las protestas.

Apoyo y agradecimiento de parte del Gobierno

Así, dió a los alcaldes “todo su apoyo” y “reconocimiento” por las acciones desempeñadas ante las últimas jornadas de disturbios. “Si estáis ahí es porque habéis sido las víctimas de forma directa y personal, porque vuestras familias y seres queridos se han visto afectados“, dijo, según informaciones recogidas por el diario ‘Le Figaro’.

“Quiero daros las gracias con la misma solemnidad con la que he agradecido a los policías, gendarmes, agentes municipales y bomberos su trabajo”, manifestó.

Por su parte, el Ministerio de Transporte de Francia indica que los servicios de trenes y autobuses se mantendrán hasta las 22.00 (hora local) durante la jornada, una hora más de lo estipulado el viernes 30 de junio del 2023, cuando se suspendió el servicio a partir de las 21.00.

Detenidos y perdidas materiales

Está previsto, además, que el ministro del Interior, Gérald Darmanin, comparezca este miércoles 5 de julio del 2023 a las 16.30 ante el Senado para abordar, precisamente, la situación que atravesado el país durante la última semana tras la muerte de Nahel.

Datos del Ministerio del Interior apuntan a que un total de 3.486 personas están detenidas, mientras que 12.202 vehículos fueron incendiados y más de un millar de viviendas sufrieron daños en todo el país desde la noche del 27 de junio del 2023. Desde entonces, la Justicia procesa a 374 personas.