Existen muchos pacientes que están a la espera de un trasplante salven su vida es mediante la donación de órganos. Aunque en Ecuador no hay datos sobre cuántas muertes diarias hay de personas que necesitan ser trasplantados, en países como Estados Unidos la cifra es de 17 personas al día. Conciencia en la donación de órganos.

Ley de donación

Desde 2011, en Ecuador se aplica la Ley Orgánica de Donación y Trasplante de Órganos, Tejidos y Células. Dicha norma establece que cuando los ecuatorianos y extranjeros residentes con documentos en el país, mayores de 18 años, fallecen, se convierten en donantes, “a menos que en vida hubieren manifestado, en forma expresa, su voluntad en contrario”. Así, si una persona no quiere ser donante,  debe manifestar expresamente que no quiere donar sus órganos cuando se le emita o renueve la cédula de identidad.

Según el Instituto Nacional de Donación y Trasplante de Órganos, Tejidos y Células (Indot), un 77,5% de ecuatorianos es donante de órganos. Sin embargo, hay quienes expresan no querer serlo por razones basadas en mitos y tabúes.

Religión

Se cree que la religión es un impedimento para donar. Sin embargo, en el catolicismo, por ejemplo, con el cual se identifica más del 80% de los ecuatorianos, no tiene un criterio sentado sobre no ser donante. Tampoco pasa en el islam o el budismo.

La única religión que tiene una postura determinada sobre esto es la de los Testigos de Jehová, que rechaza el trasplante y donación de órganos y de sangre.

¿Hay edad?

Se cree que las personas muy jóvenes o adultos mayores no pueden ser donantes. Pero la verdad es que no existe una edad determinada. Usar los órganos dependerá del estado de salud del potencial donante.

Un proceso caro para la familia

Se cree que la familia del donante de órganos debe pagar cuando se dé el proceso. Pero quien recibe el o los órganos asume los costos de extracción.

El cuerpo termina maltratado

El proceso de extracción de órganos no es físicamente evidente en el cuerpo cadavérico, por lo que la familia podrá velarlo como en cualquier otro caso. El cuerpo del donante no es maltratado, se trata con cuidado y pasa por un proceso similar a  una cirugía convencional.

Hay diagnósticos específicos para ser donante de órganos.

1 Muerte encefálica

2 Paro cardiaco

Lo órganos que se donan

  • Una persona declarada con muerte cerebral puede donar: los riñones, el hígado, el corazón, los pulmones, los ligamentos, las córneas, los huesos, los tendones, la piel, el páncreas, los intestinos y las válvulas cardíacas.
  • Según el Indot, el 22.5% de la población ha expresado no querer ser donante.
  • Una persona viva puede donar: sangre, un riñón y una parte de su hígado y una parte de la médula ósea.
  • Solo el 1,4% de la población en Ecuador dona sangre, siendo las provincias con más donantes voluntarios: Guayas; El Oro; Manabí; Santo Domingo de los Tsáchilas; y Pichincha.